Páginas

jueves, 24 de febrero de 2011

Una lagrimita por los muertos 1

Vaya jaleo con los colores. Que si me gusta en negro, que el azul queda mejor, que tanto contraste me va a derretir las retinas… Así que se queda como está. Al menos hasta que me lea alguien o aparezca en algún motor de búqueda. Nunca me imaginé que esto de hacer un blog fuera tan complicado. Qué cosas.

Pero bueno, como parece que para que el señor Google, Yahoo o quién sea me encuentre, tengo que incrementar un poco mi actividad, pasaré a hacer entradas diarias y relegaré a un futuro variablemente lejano lo de ampliar la familia de blogs.

Acabadas las aclaraciones, me centraré en lo que toca. Y hoy creo que es un buen día para rendir un homenaje a los muertos mutantes (la vuelta a clase me sienta bastante mal al ánimo), aunque dejaré los más actuales para dentro de unos meses (el tiempo todo lo cura). De momento, estos son mis número 1 y 2 entre los mutantes muertos más importantes:

Los Infernales (Los pongo en conjunto, por-que son muchos): Chris Claremont llevaba 16 años de guiones mu-tantes. La Patrulla X, Excálibur, los Nuevos Mutantes y Lobezno reinaban en las listas de ventas. Pero su última creación, fue más allá. El X-Men nº1 se convirtió en el cómic más vendido de la historia. Sin embargo, solo 3 números después, se fue de la editorial por conflictos con el editor Bob Harras y los dibujantes Jim Lee y Whilce Portacio. Este último, se llevó la colección central. Y para marcar una diferencia con su antecesor, decidió hacer algo impactante y acorde con los tiempos. Eran los 90 y se llevaban los pistolones (si no los recuerdas, puedes hacerte una idea con Los 90: La generación "cómic"). La sutileza del Club Fuego Infernal y sus alevines, sobraban. Más aún, cuando los Nuevos Mutantes (la contrapartida de los Infernales) había evolucionado a X-Force (pistolones y violencia). Así que hizo que Fitzroy , el archienemigo de Bishop (otro con pistolón), se cargara a Taroty los suyos, además de dejar en coma a la Reina Blanca. De esa forma, el Club Fuego Infernal (los mejores malos X con Mística y Magneto) pasaban a la historia y mutantes con poderes tan geniales como Ruleta, desaparecían. Ironías de la vida, Portacio y Jim Lee acabaron traicionando a Marvel (como se explica en Los 90: el nacimiento de Image), Bishop es un renegado y, gracias a este argumento, Emma Frost se reformó y llegó a ser el mejor personaje de la Patrulla X.

Jean Grey: Claremont y Byrne habían salvado a la Patrulla X. Y uno de los cambios que lo hicieron posible fue la transformación de la sosa Jean Grey en la misteriosa y poderosa Fénix. La Saga de Fénix Oscura (en la que Jean se volvía mala, liquidaba un sistema solar con millones de seres pacíficos e inteligentes y, al final, se suicidaba arrepentida) es un clásico del cómic. Pero el final no era el que sus autores tenían pensado. Ellos querían que Jean se redimiese y regresara al grupo. El editor les dijo que una leche. Nadie que fuera aniquilando civilizaciones enteras iba a ser un héroe de la editorial. Y por eso murió Fénix. Tiempo después, Claremont se resarció creando a Rachel Summer (la hija de un futuro alternativo que también era Fénix) y a Madelyne Pryor (un clon de Jean). Pero Byrne fue más radical e hizo que los 4 Fantásticos encontraran a la verdadera Jean bajo el mar (para más detalles puede leer Grandes cagadas: La creación de X-Factor y la resurrección de Jean). La Fuerza Fénix la había sustituido y la había dejado en animación suspendida, por lo que ella no había muerto. Lo bueno fue que Claremont lo aprovechó para enfrentarla a Madelyne. Lo malo, que la sosa de Jean volvió. Y encima le plantaron un traje ridículo en cuanto regresó a la Patrulla. La pobre fue dando bandazos por la vida. Ni cambiándole el nombre a Fénix, ni poniéndole un remedo del traje de esta, ni insinuando que tenía su poder y ni intentando que volviera a serlo (por suerte el editor de turno lo paró a tiempo y lo que iba a ser un pájaro de fuego se quedó en un cuervo negro gigante) pudieron hacer interesante al personaje. Al final, llegó Morrison y, con sus santas narices, lió a Cíclope con Emma Frost y liquidó a Jean. Esperemos que aunque Madelyne regrese y Hope sea pelirroja, la Chica Maravillosase quede donde está.

1 comentario:

  1. 2 comentarios sobre este post.

    Primero siempre se ha hablado de los ultimos dias de claremont en los x y cuanto influian los dibujantes en las tramas y lo noventero que eran los nuevos enemigos

    de esto último viene mi comentario mucho se ha hablado de los upstart pero este grupo ya lo venia cocinando claremont desde antes de que hicieran su aparicion formal en xmen 281

    ya habian reaparecido los fenris por ahi y shaw ya habia muerto a manos de su hijo shinobi.

    Que tanto habian metido las manos whilce y jim eso si no lo se? Pero a veces siento que los repudian por ser postclaremont cuando no fue asi

    2 en varias comunidades he leido la mucha aversión hacia jean la cual no lo comprendo.

    Empecé leyendo los x a partir de xmen vol 2 y uncanny 281 por lo que la alineación azul y oro es mi alineacion preferida y todos los x de esa epoca son mis favoritos apesar de que algunos los conocia con anterioridad mas que a otros y una de las desconocidas era jean

    Muchos critican como lo haces aqui la poca o nula importancia de jean pero realmente ella era importsnte. Mientras cyclops y storm eran los lideres jean era el corazon del equipo y muchas veces se le vio siendo la que consolaba a los miembros cosa que storm no hacia.

    Incluso esa actitud la tomo de nuevo morrison en su etapa jean fue el centro del equipo muy por arriba de scott y emma

    Desgraciadamente la poca capacidad de algunos escritores en los 90s hicieron que se diluyera su presencia pero lo mismo paso con varios de la generacion azul y oro

    ResponderEliminar